La desconocida asesora de la Concertación en los proyectos «clave»

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Perfil de Macarena Lobos, secretaria ejecutiva del Programa de Programa Legislativo de CIEPLAN.

“La Maca dice que no”, se escuchó decir el miércoles pasado a Joaquín Lavín, en plena reunión con el panel de expertos en educación convocado por la corporación ProyectAmérica, en una de las tantas citas de «lobby» político que ha hecho el ministro por estos días para sacar adelante su proyecto estrella. 

Se refería a Macarena Lobos, abogada, 38 años, de Cieplan, que le rebatía que esta semana no se votaría en la comisión mixta de Educación la Agencia de la Calidad y que faltaba al menos una sesión para discutir el tema. Con esa precisión, la profesional demostraba cómo maneja al detalle el «ritmo» legislativo, cualidad que la ha hecho especialmente conocida en los últimos meses en el Congreso y que le ha permitido convertirse en una de las principales asesoras de los parlamentarios de la Concertación en temas como los proyectos de reconstrucción, royalty y, en las últimas semanas, el debate presupuestario.

El 15 de marzo, después de trabajar durante años en el gobierno, en el Ministerio del Trabajo y el de Hacienda, Lobos —que estudió Derecho en la Universidad de Chile y tiene un doctorado de la Universidad Complutense de Madrid— aterrizó en el centro de estudios que dirige el actual director ejecutivo de Canal 13, el DC René Cortázar, recomendada por el ex titular de la Dirección de Presupuesto, Alberto Arenas, para involucrarse de inmediato en la tramitación del «bono marzo».

A diferencia de otros funcionarios, la abogada podría haber permanecido en Hacienda. Las nuevas autoridades le habían ofrecido que continuara en la cartera , porque muchos de ellos —como la actual titular de la Dipres, Rossana Costa— conocían bien su trabajo porque antes de asumir, en representación del Instituto «Libertad y Desarrollo», la habían tenido como contraparte. Pero ella declinó la oferta y se fue.

En este tiempo se ha ganado algunos incondicionales. “Ella es top”, comentó Ignacio Walker hace un par de semanas cuando la vio a la salida de la sala de sesiones del Senado, pues no la conocía hasta este año. Como el timonel DC preside la comisión de Educación, ella lo asesora en temas como la tramitación del proyecto de aseguramiento de la calidad de la educación , que Lobos conoce desde el comienzo, en un equipo que también conforman el ex subsecretario de Educación Pedro Montt y el ex fiscal de la cartera Rodrigo González.

También apoya el trabajo legislativo de los DC Jorge Burgos, Matías Walker y Andrés Zaldívar, y al PPD Ricardo Lagos Weber . A estos dos últimos los ha apoyado sobre todo en proyectos de la comisión de Hacienda. Y para el debate presupuestario también colaboró con la bancada de diputados PPD .

Su «alerta» por el royalty 
La intervención de esta abogada fue crucial —dicen en el Congreso—, luego que el Gobierno y los senadores de la Concertación llegaran a un acuerdo sobre el royalty. El pacto estaba sellado y ya se habían tomado las fotos de un sonriente Camilo Escalona con el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, cuando ella se dio cuenta de que la tabla que se había recogido en el texto difería de la que se había conversado en las últimas horas. De inmediato, llamó al ex jefe de asesores de Andrés Velasco en Hacienda, Alejandro Micco, también de Cieplán, y allí comenzaron las gestiones que permitieron resolver el problema.

También tuvo un papel en la tramitación del Presupuesto , donde la Concertación conformó un equipo con el ex subsecretario de Desarrollo Regional, el PS Francisco Aleuy, los DC Gonzalo Duarte y Julio Valladares. Con éste último Lobos, en un hecho inédito, entró a la sesión de la Cámara mientras se discutían partidas del 2011, cuando generalmente no se permite el ingreso de asesores.

Días antes de la votación, un fin de semana, mientras trabajaban los equipos técnicos de gobierno y oposición, llegó a la reunión el ministro de Hacienda. Para quienes habían trabajado en la Concertación estaba claro que el titular de la cartera no interviene en esa fase de conversaciones, porque si éstas se detienen o fracasan, no queda otra instancia. Con eso en la cabeza, Lobos y otros le plantearon el punto a Felipe Larraín, quien optó por retirarse…

Un rol similar se espera que tenga ahora la abogada en la última etapa de la tramitación de la ley de aseguramiento de la calidad, como también en el reajuste salarial del sector público. Ambos, temas que no son nuevos para ella.

Fuente: La Segunda


SALA DE PRENSA

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Ignacio Walker: Otro país

¿Cómo se gobierna Chile con los independientes (generalmente anti partidos) convertidos en la primera fuerza política nacional, con el PC/FA constituidos en fuerza hegemónica en

LEER MÁS