Foxley: «Condiciones externas para América Latina cambiaron. Hay que diversificar y aumentar la productividad»

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Las condiciones externas que permitieron el crecimiento de América Latina han cambiado, ahora hay que hacer un esfuerzo en la región para sostener el ritmo. Más allá de las instituciones como el Mercosur «llegó el momento de integrar desde la base productiva, incentivar la asociación de empresas».

Alejandro Foxley señaló que uno de los desafíos más importantes que tiene América Latina es responder la pregunta ¿cómo mantener esta buena década de América Latina?, ello porque más de la mitad del crecimiento se debió a condiciones externas muy favorables, situación que está cambiando. «Si se acabó el viento entonces hay que remar fuerte. Hay que hacer un esfuerzo en la Región para sostener ese crecimiento a futuro», señaló el titular de Cieplan.

Las declaraciones de Foxley se dieron en el marco de su participación en la XVI Conferencia Anual de CAF-banco de Desarrollo para América Latina, desarrollada el 5 y 6 de septiembre en Washington.

El Desafío de más productividad

Alejandro Foxley recalcó que considerando la estructura productiva de los países de la región, centrada en recursos naturales, la pregunta de fóndo es ¿Cómo se mejora la productividad en lo que se stá haciendo, a la vez, que se diversifica la producción?. Al respecto, señaló que hay que mirar el este de Asia y sacar lecciones de cómo esos países han logrado una productividad del 2,3 % en los últimos 50 años, versus el 0,03 % de América Latina. «El asunto de la calidad de los recursos humanos, de la educación, de la capácidad de incorporar conocimientos desde los centros más avanzados del mundo a través del intercambio masivo de recurso humanos, es básico y fundamental», aseguró el economista. 

El desafío de mayor diversificación

En cuanto a la diversificación, el ex ministro de hacienda aseguró que nuestra canasta exportadora está en extremo concentrada en materias primas, a la vez que centrada en una dependencia de China. Esta situación, señala Foxley, requiere una alianza de la región para competir y enfrentar la alta productividad y bajo costo de mano de obra del gigante asiático, en manufacturas y servicios, por ejemplo. 

«Es fundamental dar alta prioridad a asociaciones estratégicas dentro de América Latina. De las redes de producción del modelo de Japón, Corea, este de Asia, se puede extraer lecciones», enfatizó Alejandro Foxley, añadiendo que lo que se requiere, más allá de instituciones como Mercosur, Unasur u otras, es «integrar desde la base productiva, es decir, facilitar la asociación de empresas, integrar desde abajo hacia arriba».


Fuente: Cieplan

SALA DE PRENSA

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR